Nunca olvides que te quiero – Delphine Bertholon [8/50]

nuncaolvides

Su título original en francés es Twist, un nombre igualmente significativo al leer un poco de la historia, pero en español su título nos hace creer que se trata de una historia de amor. Nunca olvides que te quiero son las palabras con las que una madre termina todas sus cartas dirigidas a su hija ausente, secuestrada mientras regresaba de la escuela y a la que todos creen muerta después de tanto tiempo de desaparición, pero no sus padres y en cierto punto tampoco el tercer personaje clave de la historia, Stan. Este libro es, pues, la historia de un secuestro.

Es una novela narrada por tres personajes. La madre, que siempre escribe cartas a su hija; Madi, que en un cuaderno relata a modo de diario los sucesos alrededor de su vida y de su secuestro; y finalmente, Stanislas, el amor platónico de Madi, que en una narrativa impresionante añade otra perspectiva de la historia.

Comenté en twitter que era del tipo de historias que yo escribo. Lo que quería decir es que por primera vez sentí con un libro lo que quienes me han leído me reclaman, que les provoco demasiados sentimientos y los hago sufrir, pero aún así no pude soltar el libro hasta que terminó y aún entonces me sentí exactamente como Stan dice al final: “Casi sentí pena de que hubiera terminado todo”.

Mientras lees los fragmentos de la madre, sientes gritarle: “No te rindas, tu hija sigue viva, no te rindas”.

Mientras lees los fragmentos de la hija no puedes evitar animarla, aplaudir su coraje y sufrir con ella a pesar de que no es una víctima con la cual llegues a sentir profunda pena.

Mientras lees los fragmentos de Stan, lo vas comprendiendo y en parte entiendes por qué es tan importante para Madi y por qué Madi es tan importante para él.

Es un libro altamente recomendado.

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *