El uso de la raya

—¿Qué sucede? ¿Qué hago yo en este blog? —preguntó Conciencia.

—Lo siento, necesitaba alguien con quien armar un diálogo y ya sabes que siempre estás en mi cabeza.

Conciencia sonrió. —Es bueno salir del comic y de twitter de vez en cuando. —Se sentó a mi lado y me observó escribir.

Por el rabillo de mi ojo ví­ que sonreí­a en ciertas ocaciones, cuando escribía algunas lí­neas, y nunca dejó de observar la pantalla.

—¿Qué miras con tanto detenimiento?

Ella se acercó al monitor y señaló a la pantalla, diciendo:

—Te esmeras mucho por poner ese guión, ¿por qué no usas el normal que tiene la computadora?

—Porque ese es un guión —expliqué—, y para los diálogos no se usa el guión.

—¿Ah no? A mí­ me parecen iguales.

—Pero no lo son. Ahora mismo te lo explicaré…

Para aquellos que no conozcan a Conciencia, pueden visitar este otro blog y se darán cuenta de que no es que me haya vuelto loca. Necesitaba traerla un rato para ilustrar esta entrada.

Hasta hace un par de años, al momento de escribir diálogos, yo siempre usé el menos (-) y para los incisos entre oraciones me limité a los paréntesis o a las comas.

Ese guión me parecí­a muy corto en relación a los que yo veía en los libros, así que vi que habí­a un guión más largo. (-, –) y comencé a usarlo, pero resultó que tampoco éste era el correcto.
Hasta hace poco, y por corrección de una buena amiga, conocí­ la raya — (¿Ven la diferencia? -, –, —)

La explicación de la real academia es muy extensa y detallada, pueden verla aquí­.

Lo que no dice el artí­culo es cómo hacemos para escribir ese símbolo.

En Windows, se obtiene al presionar Ctrl+alt+ (Signo – del teclado numérico) [actualización: Esto, si usan Microsoft® Word] o con el código ascii:  Alt+151

En Mac, se obtiene al presionar alt(option)+mayús+ – (Guión)

Entradas relacionadas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *